Buscar desde el blog

martes, 27 de septiembre de 2011

Un audiovisual de interés variable (II): Nosotros somos el problema y la solución

En esta segunda parte veremos el grado de interés que tenemos las empresas y profesionales de la propia industria audiovisual para afrontar la grave situación actual, de la que somos víctimas y cómplices a la vez. Va siendo hora de que nos demos cuenta de que si no hacemos algo para remediarlo nadie lo hará por nosotros. 
Dos de las principales características del audiovisual murciano son: la primera que tiene muchos parados; la segunda que tiene muchos más quietos y callados. Pero quien está quieto puede actuar y el que está callado puede hablar. Porque suele ocurrir que cuando las personas se callan y ofrecen poca resistencia al que gobierna, este actúa inconscientemente y no sabe bien lo que hace. De ahí derivan buena parte de los errores cometidos en la gobernanza. Esto, además de un fracaso de la inteligencia, resulta muy peligroso, sobre todo, para los gobernados que sufren las consecuencias de esos errores. El audiovisual murciano es un claro ejemplo. Somos corresponsables de lo que nos pasa porque lo consentimos y no hacemos lo necesario para que la situación cambie.

lunes, 19 de septiembre de 2011

¿Qué podemos esperar del nuevo director general de RTRM?

Este artículo trata de las posibles razones por las que ha sido sustituido Juan Máiquez por José Daniel Martín al frente de RTRM. Si se trata sólo de un cambio de personas o si el nuevo director general viene a cambiar el modelo de la Televisión Autonómica de Murcia 7RM por otro que permita, dentro de su misión de servicio público, actuar como motor de la industria audiovisual murciana. Si se va a cumplir la legalidad, terminar con la discriminación y veto a productoras y profesionales, con la opacidad y arbitrariedad en la gestión.   
El Consejo de Gobierno del viernes pasado aprobó el nombramiento de José Daniel Martín para el cargo de nuevo director general de la empresa pública Radio Televisión de la Región de Murcia (RTRM). Se confirma así la filtración de la noticia que dieron los medios una semana antes. 
Lo que no dijeron los medios fue las razones de la sustitución del hasta ahora director general Juan Máiquez. ¿Quizá por la baja calidad de la programación de la Televisión Autonómica de Murcia (TAM-7RM) y su baja audiencia, por los desatinos y errores de su gestión,...?, como señalé en el artículo 7RM: cambiar un modelo que perjudica a todos-1. ¿Por incumplir la legalidad, por actuar con opacidad y arbitrariedad, por discriminar y vetar a productoras y profesionales,...?, como expliqué en el artículo siguiente 7RM: cambiar un modelo que perjudica a todos-2. Quisiera pensar, aunque por ello se me pueda tildar de ingenuo, que algunas de estas razones han motivado la sustitución en el cargo de Juan Máiquez. Sería una buena y saludable señal de sensatez política.

martes, 13 de septiembre de 2011

Falacias y estulticias sobre la televisión 7RM

En este artículo veremos algunas de las falacias y estulticias, los engaños y tonterías de algunos politiqueros que han acompañado a la Televisión Autonómica de Murcia (TAM-7RM) desde su creación hasta hoy. Su objetivo es desviar la atención de los ciudadanos para ocultar que el actual modelo de la televisión autonómica no sirve para impulsar el desarrollo de la industria audiovisual murciana y que, en realidad, tampoco cumple con su función de servicio público. 
Falacia-1: "La más barata"
Hace poco leí una noticia en la prensa que recogía declaraciones sobre la Televisión Autonómica de Murcia (TAM-7RM) del viceportavoz del Partido Popular en la Asamblea Regional. Entre otras cosas, decía que «Ruiz Vivo defiende que la fórmula murciana no genera déficit y es la más económica de España» (La Verdad 6-9-2011). Vuelve a repetir la misma falacia que dijo hace siete años cuando era Secretario General de la Presidencia y Relaciones Externas, responsable de la puesta en marcha de la Televisión Digital Terrestre y de la TAM-7RM: «es la más barata en relación al coste por habitante que existe en España» (La Verdad 6-11-2004). Ya entonces me pareció una soberana estulticia porque, salvo que Ruiz Vivo fuera adivino, ¿como iba a saber el coste por habitante que tendrían las demás televisiones con el paso del tiempo, sin conocer la evolución del presupuesto de gastos y la población? Lo cierto es que no necesitó adivinarlo, simplemente mintió entonces y ahora.